¿Se pueden descarbonizar las entregas de Última Milla?

Descarbonizando la logística de última milla

Las políticas relacionadas al transporte público están enfocadas únicamente en la movilización de personas y descuidan el movimiento de mercancías, las cuales también resultan de gran importancia para cualquier localidad o espacio urbano, ya que son fundamentales para el desarrollo de todas las actividades relacionadas al comercio.

La comercialización y entrega de mercancías a domicilio es un proceso complejo el cual incluye numerosos aspectos y requiere de una amplia red para la distribución.

En la mayoría de cadenas modernas de distribución el producto se moviliza de forma física desde un proveedor hasta un minorista, después es enviado al centro de distribución más cercano y por último al consumidor, por su parte el tramo final de la cadena de suministro suele ser denominado como logística de “última milla”.

Es importante mencionar que el incremento de los servicios de entrega ha causado un aumento considerable en la contaminación del aire en la mayoría de grandes ciudades.

Gestión de la calidad del aire

Hoy en día numerosas localidades experimentan los efectos causados por la mala calidad del aire, siendo el sector transporte uno de los mayores causantes de dicha situación, ya que la mayoría de unidades de transporte empleadas no cumplen con los estándares de seguridad necesarios por ser vehículos con más de 15 años de funcionamiento.

Es por este motivo que para poder mejorar la calidad del aire en la mayoría de entornos urbanos es fundamental la implementación de un programa para la renovación y actualización de las flotas de carga y demás sistema de transporte, así como también mejorar la calidad de combustible, o utilizar energías alternativas no contaminantes.

Gestión del tráfico

Reducir la congestión de automóviles y motocicletas también es un factor fundamental para poder proporcionar un servicio de entrega confiable y totalmente libre de emisiones de carbono, es por esta razón que muchas autoridades han implementado medidas para regular el tráfico de vehículos en las vías más importantes de algunas ciudades.

Entregas fuera de horario

Uno de los aspectos más llamativos de los servicios de entrega modernos es su flexibilidad, lo que permite a sus usuarios recibir paquetes a domicilio sin ninguna restricción de horario, así que es indispensable designar una mayor cantidad de zonas de descarga y rutas de distribución para poder mejorar la experiencia de los consumidores.

Movilidad sostenible para personas y mercancías

También es fundamental el desarrollo de estrategias para una movilidad sostenible en grandes ciudades, las cuales favorezcan el tráfico de pasajeros y mercancías, y ayuden a reducir los efectos negativos generados por las emisiones de dióxido de carbono, lo que permitirá ofrecer un mejor servicio y proteger la salud de los clientes.

Se requiere además de una planificación organizada para poder establecer las rutas de distribución y los métodos de entrega más adecuados para solventar las necesidades de cada cliente al determinar la ubicación exacta de los almacenes en los grandes cascos urbanos de las ciudades.

¿Transporte público para la entrega de mercancías urbanas?

Una de las alternativas más llamativas  propuestas es la utilización de los servicios de transporte público para la entrega de mercancías urbanas, de esta manera es posible utilizar las mismas unidades de transporte para dos propósitos distintos lo que permite aminorar los gastos relacionados al mantenimiento considerablemente.

A pesar de que dicha propuesta podría ser una alternativa ideal para explotar al máximo el potencial de los vehículos utilizados para el transporte, lo cierto es que las unidades de transporte y la infraestructura requieren de varias modificaciones para adaptarse correctamente al tamaño de las mercancías.

Recent Posts